(662)2914574 / (662) 200 0072 gema@urbecapital.com.mx

Nuevo año, nueva meta

Nuevo año, nueva meta

Resulta interesante pensar como a lo largo del año batallamos con millón cosas y en la mayoría excluimos a Dios, no creemos que Él sea necesario en esa toma de decisión, en ese evento o en esa situación particular, pero es ahí cuando erramos y de una manera catastrófica; cuando sacamos a Dios de las cosas pequeñas nos acostumbramos a eso y poco a poco vamos sacándolo también de las situaciones grandes y trascendentales de nuestra vida.

Dios tiene un atributo, que debo confesar para mí es uno de mis favoritos, Él tiene la capacidad de saberlo todo, eso quiero decir que Dios es un Dios atemporal, o sea Él es capaz de ver tu pasado, tu presente y tus posibles futuros al mismo tiempo. Él es el único que tiene claro de que es lo correcto para nosotros, después de todo nos conoció antes de la fundación del mundo y nos vio en el vientre de nuestra madre, en otras palabras Él es el autor y consumador de nuestra vida, sabe para que fuimos creados y cuál es el propósito de ella, después de todo ¿no es más fácil dejar que el arquitecto dirija su diseño?

A medida que pasa el tiempo se nos olvida que somos llamados a no amoldarnos a este mundo, pero cada vez que le decimos a Dios, “espérate tantito yo puedo solo”, lamentablemente nos hacemos más al mundo y menos a Dios.

Quiero desafiarte a que este año que va a empezar o ya empezó (depende de cuando leas el articulo) dejes que Dios tenga el control absoluto de tu vida, en toda área sea esta chica o grande.

Recordando siempre esto:

“reconócelo en todos tus caminos y el allanara tus sendas”

¿Reconocer a quién?, a Dios, no a ti,

¿En qué? En tus decisiones de pareja, amistad, estudios, matrimonio, finanzas y un etc bien largo.

¿Qué va a suceder? El Arquitecto va a nivelar tu terreno.

Dios es siempre claro y demanda de ti y de mí obediencia. Yo he decido reconocerlo a Él y no a mí pero, ¿tú que dices?

 

 

 

Por: Katya Belén Zúñiga Gutiérrez

 https://antidotoe.jimdo.com

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *